miércoles, 7 de agosto de 2013

(1) ANCLAJES DEL SOL y RETORNO DE CRISTO




EVOLUCIÓN

            Amados estudiantes:
                                                       Los procesos planetarios de anclaje de Mis energías están en un punto álgido y crítico, ya que al entretejerse Mi Presencia en la red etérica planetaria de superficie, una gran Purificación comienza.

            Mi Paz es dorada energía que proviene de Fuentes Mayores en el Universo. Esa “dorada energía” es Presencia Crística Universal, es la Energía y Presencia del aspecto Hijo en el Cosmos, el aspecto CONCIENCIA.

            Por Mi Cuerpo, MONMATIA, circulan energías que provienen desde el Paraíso Central del Gran Universo; pero antes de llegar a Mí, toman campo de expresión en ‘estaciones de anclaje’ superiores, que funcionan a manera de Residencia, Morada, Gobierno Celeste, y a la vez Transformador energético.

            Cuando tales energías de la Fuente Paradisíaca Central llegan a Mi Cuerpo Solar, lo hacen atenuadas en radiación, ya que la Fuente Divina desde donde proviene la Energía del HIJO PARADISÍACO es de un poder y magnitud tal, que es indescriptible e inimaginable para cualquier mortal ascendente.

            El grado de afluencia de la Presencia del Hijo Paradisíaco en Monmatia es proporcional a nuestra capacidad evolutiva e irradiativa; y al decir “nuestra capacidad evolutiva” me refiero a Mi Ser y a toda entidad que en Mi cuerpo vive, se mueve y tiene su ser.

            Por lo tanto, amados estudiantes, debéis saber que fuertes radiaciones de Paz espiritual, provenientes de Altas Esferas están llegando al Sistema Solar, y por lo tanto, también a Urantia. Gaia absorbe en Su Cuerpo todo lo que está pudiendo soportar de tales radiaciones divinas, por que la Cadena Evolutiva que se está dirigiendo por el “arco ascendente” al Alto Cielo del Paraíso, así lo requiere.

            Este ciclo constante de radiaciones de “rayos espirituales” que a manera de “oleaje celestial” se están produciendo, es un proceso natural en todas aquellas cadenas evolutivas dentro del Gran Universo que se encaminan nuevamente por el “arco ascendente” a la Fuente Espiritual.

            La Evolución sucede a manera de “ciclos espiralados descendentes y ascendentes”. Todos los estudiantes versados conocen esto. En primer lugar, durante los ciclos descendentes,  acontece la manifestación material, donde la energía espiritual toma densitud y ‘forma’ en diferentes reinos de vida. Se podría decir que durante el arco descendente, la vida viene a la existencia… Al llegar al punto más denso de materialización, el proceso se invierte al tomar curso el “arco ascendente” o evolutivo, lo cual genera CONCIENCIA, dones y atributos en todas aquellas entidades sintientes que viven este proceso ascensional.

            Todo este proceso es el “Retorno al Hogar”, como muchos le llaman, es una cosecha evolutiva del Logos del Sistema en el cual se está expresando la Cadena Evolutiva.

            Esto es solo una reseña muy breve de un tema que ya fue dado en el pasado a la humanidad, para que la Raza entendiese lo que es la EVOLUCIÓN y cuáles son sus procesos básicos.

            Quien desee saber, solo deberá investigar para llegar al conocimiento ya ofrecido y plasmado, y estudiar. Lo demás, la comprensión, que es conocimiento más profundo, llegará con el tiempo a la conciencia, como fruto de la entrega del estudiante al estudio, la reflexión y la paciencia, 3 atributos claves para todo estudiante.

            En cuanto al origen de esta transmisión, os digo que ES EL SOL. Yo Soy el Señor del Sol que visita en esta página al estudiante para ofrecer luz y claridad solar a su conciencia.

            El Plan de estos escritos es ofrecer pautas para el desarrollo interno y conocimientos integrativos sobre la vida evolutiva y sobre los procesos que hoy estáis viviendo, a los cuales muchos llaman ASCENSIÓN PLANETARIA. Este nombre es correcto en esencia, si se relaciona a los anteriores conceptos aquí expresados, pero no es ni más ni menos que el proceso lógico y natural de la Evolución en cualquier “Cadena” en su “momentum” de Retorno a la Fuente.

            Eso es todo, hermanos.
            Mi Luz es vuestra.
            En Mi sois lo que sois, y lo que podréis llegar a ser.

VUESTRO SOL





NUTRICIÓN

            El Anclaje de energías doradas al orbe planetario requiere del aporte sintonizado de almas, Egos, al servicio del Logos* Planetario, mi Hermano en servicio en Urantia.

            Yo Soy solo uno más al servicio de Micael, el Logos Universal*. Mi Propósito es ofrecer Luz y Calor a cada criatura que en Mi Cuerpo se mueve y tiene su ser. Mi función es emanar prana vital a todos los planetas de mi “círculo no se pasa”, para que el Señor Regente de cada planeta (cada Logos Planetario del Sistema) canalice esas frecuencias pránicas solares y espirituales a los reinos de vida menores.

            Los mortales ascendentes en Urantia me ven solo como a un astro que da luz y calor físico, pero esos rayos físicos de luz no son más que la porción menor y más densa de mis radiaciones; es decir, es lo que en 3D el humano puede captar. Mi emanación de vida es mucho más que eso; y llega desde más allá de mi Aura, y entrando en Mi Cuerpo Solar es allí asimilada, transformada e irradiada nuevamente hacia la vida de todo el Sistema planetario-solar.

            Esas radiaciones que desde Centros mayores llegan a Mi Campo Magnético, son frecuencias de Amor puro, en cualidades diferentes según su origen de procedencia, y para que comprendáis, podréis verlas como “la nutrición de Mi Cuerpo”. Es decir, que los Rayos cósmicos que llegan a MONMATIA desde lejanos puntos del Universo, desde otros sistemas y constelaciones hermanas, son, análogamente, como el oxígeno que respiráis y como los alimentos que necesitan vuestros cuerpos, los cuales llegan desde el mundo exterior y al entrar a vuestro cuerpo se digieren, transformándose en aquellos elementos simples (vitaminas, aminoácidos, minerales, etc.) que la linfa vital, la sangre, se encarga de llevar hasta las células de los tejidos y órganos, los cuales son así nutridos y vitalizados, siendo este proceso constante el ciclo necesario para la vida material. Así como oxígeno y elementos simples son necesarios para la vida de miles de millones de células vivas que conforman vuestro organismo, así también ocurre en MONMATIA, Mi Cuerpo. Los rayos estelares que me llegan y entran en mi esfera de vida, son “nutrientes” para mi Sistema. Esos nutrientes en forma de ‘frecuencias vibracionales’ son de distintas cualidades, y en Mi se procesan y transforman antes de viajar por “el sistema sanguíneo solar” (red de canales etéricos) de Mi Cuerpo Magnético a los planetas, que son los “órganos”…

            Esta explicación con analogías, es evidentemente, tan solo una aproximación a la verdad; pero aunque imperfecta, puede dar una señal respecto de una verdad poco expresada hasta ahora en cuanto a la relación energética existente entre los astros de un sistema y entre sistemas estelares. Esa relación es simbiótica y de servicio mutuo constante.

            Todo Universo Local es como un Gran Organismo viviente, y cada parte de ese organismo se interrelaciona con los demás. En vuestro actual estado de consciencia aún no podéis ver esto “a primera vista”, claro está, pero sí podéis empezar a comprender “el concepto”, lo cual os prepara para nuevas revelaciones y experiencias directas con la verdad.

            El Plan para el hombre de superficie en Urantia es llevarlo a la conciencia de unidad, y esto contiene 2 aspectos:

1-      El aspecto mente, a través de nuevos y ampliados conceptos sobre la verdad.
2-      El aspecto intuitivo, que es el nacimiento de un auténtico “sentir” de la unidad.

En ambos aspectos las Jerarquías que en Mi viven y tienen su ser, trabajan para que la humanidad preparada, que puede acceder a ese despertar, lo obtenga de la mejor manera y por el camino de menor resistencia.

Los que ya despiertos están en buena medida, ya están alineados con “el trabajo necesario”, que se refiere al tema con que di inicio a esta transmisión: colaborar con el ANCLAJE de las crecientes energías que en MÍ y desde MÍ fluyen al Planeta.

Al estar sintonizados con vuestro Cristo Interno, lo estáis Conmigo, el Padre del Sistema Solar. Esa sintonía produce la sincronicidad necesaria para las tareas de Anclaje Solar. No necesitáis hacer nada…, solo sintonizar con vuestro Cristo o Yo Intimo. La meditación, como cada cual la entienda, pero siempre con el propósito antes mencionado, es la vía segura para este Servicio.

Solo estad dispuestos, alineados internamente en propósito y dejad fluir lo que deba fluir…, en fe.
Recordad que en aquel que permanezca fiel en su corazón, “vendremos a él y moraremos en él…”. Tened la certeza de esta gran verdad. Sed simples y puros de intención, sin dobleces. Nada más…

El Plan conecta ‘con los corazones’, no con el “intelecto erudito”; entended esto.
Amor es la palabra clave, sin barreras, ni formas, ni favoritismos, ni apegos.

YO SOY EL SOL, A VUESTRO SERVICIO




*Logos: (palabra de origen griego). Expresión, Palabra, Ley; el sentido o la razón de algo. Al emplearse esotéricamente, LOGOS significa la expresión o manifestación de Dios en alguna esfera de vida, sea esta un universo, una galaxia, una constelación, una estrella, un sistema solar, o un planeta. Así pues, cuando se dice “Logos Universal” es el “cargo” que desempeña un ser (de filiación Divina) en un Universo Local; es la expresión de Su gobierno, Propósito y Ley en dicha región del Gran Universo. El concepto es igualmente aplicable cuando se habla de Logos Galáctico, Logos Solar y Logos Planetario. Cada Logos se encuentra dentro de un Logos mayor, que lo abarca y contiene. Todo Logos es un Ser evolucionante (descendente o ascendente) que desempeña su gobierno con la ayuda de un séquito jerárquico que lo asiste, para que la vida y los procesos evolutivos sean posibles en su esfera de influencia.




TRINIDAD – UNIDAD

            Amados:
                           Mi Corazón pulsa radiaciones de unidad en cada latido. Cada criatura en cada planeta de Mi Cuerpo Magnético recibe las radiaciones de cada pulsación de mi Centro Cardíaco Solar, pero en la humanidad de la Tierra esas frecuencias de unidad que de Mi manan de continuo, son resistidas por la psiquis llena de prejuicios y miedos ancestrales…

            Si sois buenos observadores, si sintonizáis con la Naturaleza, con sus plantas, flores, aves, insectos…, veréis Mi Paz Solar allí…, sí…, podréis por un momento sentirlo, podréis en un momento de quietud de pensamientos, sentir MI PRESENCIA…

            Algunos han llamado a esa Presencia Sagrada en todas las criaturas, como “LA MADRE”, y por eso habláis de “La Madre Naturaleza”. Pues sí…, así es mis amados hermanos. La Madre es el aspecto material y físico de Mi Ser, mientras que Quien les habla, es la Luz espiritual en la Materia, en todas las formas de vida.

            “La Madre”, como le llamáis, y YO, somos UNO. Es simplemente una diferencia de “planos”, de “dimensiones”, lo que produce los diferentes conceptos, que a veces os confunden…, pero la Verdad es Una.

            El aspecto material o formal de La Gran Vida es “La Madre”, y el aspecto espiritual, el más elevado, es “El Padre”, pero son solo 2 extremos o aspectos de una única gran realidad: EL MAR DE LA VIDA UNA…

            Del encuentro entre ambos extremos surge un tercer aspecto, al cual podéis llamar, como lo hacéis frecuentemente, “HIJO”, la Conciencia Solar. Es por ello que todas las estrellas, constelaciones y sistemas solares son “Hijos” de la gran Creación Padre-Madre en el Mar de la Existencia. Cada estrella, de los cientos de miles de millones…, es una “Conciencia”, una “Energía” o “Presencia”, que en sí misma posee materia (aspecto Madre) y espíritu (aspecto Padre); y evoluciona como “HIJO”, lo cual consiste en amplificaciones cada vez mayores del aspecto COMPRENSIÓN o CONCIENCIA.

            Este, mis hermanos, es un relato simple de los aspectos de la Vida Una. Esos aspectos son tres, como se conoce, pero no debéis jamás olvidar que esos aspectos siempre están íntimamente fusionados e integrados, prevaleciendo ante todo LA UNIDAD. La Divinidad Infinita es UNA; es una gran PRESENCIA omniabarcante, y según su región, esfera o cualidad de actividad, presenta tres aspectos básicos diferenciados; pero asimilad profundamente que siempre se trata de LA UNIDAD ETERNA, una UNICA PRESENCIA manifestándose.

            La explicación de la TRINIDAD ha sido expresada de variadas maneras a lo largo de la historia del hombre, pero pocos han asimilado y comprendido este vital tema con conciencia de unidad.

            El propósito de esta transmisión es que recapituléis y reflexionéis una vez más sobre este tema, y que lo integréis con una nueva luz de comprensión.

            Observad en todo, en todas las cosas, animadas e inanimadas, visibles e invisibles, esta trina y unitaria verdad. Vosotros mismos, cada estudiante, es trinitario; siendo el 2° aspecto, el Hijo, la Conciencia, el aspecto que está sujeto a lo que llamáis EVOLUCIÓN.

            Podréis pensar que la Materia también evoluciona, pero la verdad revela que la materia “se transforma” permanentemente para dar la posibilidad continua a la evolución de la Conciencia.

            La Materia, “La Madre”, da todo de sí misma para el desarrollo y crecimiento de “Su Hijo”, la Conciencia; y el Padre, la región más elevada, siempre riega a ambos con su Voluntad, guía y propósito superior; es el Gran Ajustador o Monitor Divino Universal de toda Su Creación.

            Esta es, como dijimos, una explicación simple, pero no menos profunda en significado.

            Mi Conciencia, como Logos Solar, es “Presencia-Hijo”…, sí…, por que estoy en proceso de progreso evolutivo como Conciencia-Astro; pero Soy a la vez un Padre para todo lo que en Mi vive, se mueve y tiene su ser. Es por ello que estas palabras: “Padre”, “Madre”, “Hijo”, que emplean los hombres para entender la Existencia y la Esencia de la Vida, y que hemos empleado en esta transmisión, son relativas también a su uso. Por lo tanto, id más allá de las palabras y de los nombres… Id más allá!...

            La Verdad esencial está más allá de las palabras… Id más allá!...
            Ese es nuestro consejo.

PAZ SOLAR EN LOS CORAZONES







PURIFICACIÓN

            Mantengan la calma cuando “los temblores” comiencen… Comprendan estas palabras ampliamente, con amplitud de entendimiento, ya que “los temblores” no son solo movimientos telúricos del Planeta. Esos “temblores” son movimientos telúricos psicológicos en la humanidad, y son producidos por el acomodamiento de “los Fuegos internos” en el Alma de la humanidad.

            Así como las erupciones volcánicas en un planeta obedecen a acontecimientos ígneos en el interior de la corteza; así también en el hombre las “erupciones psíquicas”, entendidas como reacciones mentales y emocionales a manera de purga, son producidas por un acomodamiento de Energías Ígneas Internas que provienen desde el fondo del “Alma-Puente-Espíritu”.

            Los acomodamientos de las renovadas energías crísticas en el orbe planetario que siguen el curso de los Anclajes Solares ya comentados en anteriores transmisiones, producen aquello que muchos llaman: PURIFICACIÓN.

            Este proceso va acompañado de explosiones reactivas de lo que ha de ser purgado y eliminado, de la misma manera a como los volcanes ‘vomitan’ lava de las entrañas planetarias. Así también la humanidad está pronta a purgar en forma explosiva el mal que aún lleva en su interior. Ese mal es odio acumulado, ira añeja, miedo inconsciente colectivo, y fantasías de egoísmo y separatividad que ya no podrán prevalecer más en el Nuevo Tiempo.

            Es claro que el espejismo humano desaparecerá tras la gran purificación de la que estamos hablando, ya que no hablamos de un evento crítico más… dentro de la seguidilla de eventos históricos humanos, sino de un EVENTO ÚNICO por su naturaleza y por el lugar y momentum dentro del esquema evolutivo de la Raza, del Planeta y del Sistema Solar.

            Estáis en un momento especial, al borde de una gran Prueba Global, y se os pide meditación y oración; alineación interna y fe…

            Esta señal de contacto cierra un capítulo de 4 entregas, que conforman los vértices de la base de una Pirámide de Instrucción para las almas.



Esta Pirámide de Instrucción tiene en su vértice superior la Presencia de LA VOZ SOLAR, ya que...


Yo Soy Aquel que  está llegando…, cada vez con más Presencia, al orbe planetario. Solo los que estén adecuadamente sintonizados y alineados con sus Almas solares sabrán sentir Mi Luz. Habrá quienes no la perciban, de ninguna manera, pero sí podrán ver “los efectos” de Mi Llegada.


            Estad alertas!

            El tiempo es AHORA!

            Estoy en La Puerta!...
            Mi Luz ya penetra por “La Puerta”, ya Mi radiación es sentida; pero:
            ¡Hay, de los que se burlan y de los que distraídos viven!...
            ¡Hay, de los que escuchando, prefirieron no ‘oír’!...
            ¡Hay, de los que nada ven, por que se niegan a ver!...
            Por que cuando Mi Presencia atraviese definitivamente esa “Puerta”…, solo los justos y preparados en corazón resistirán…
            Alertad pues, a vuestros hermanos!!
            Muchas voces ya lo están haciendo, cumpliendo con aquello que en sus almas resuena…
            “Mi Presencia” es Paz Solar, y es de una vibración que no admitirá oscuridad o sombra alguna. Es por ello que os he dicho, en el inicio de la era cristiana:
“Amaos los unos a los otros, como Yo os he amado”
            Esa es mi señal y mi sello; y es la más elevada lección que la humanidad debía aprender durante los 2000 años que se sucedieron después de esas palabras…
            Ahora vengo a cosechar…, a “levantar” el trigo dorado que ha crecido de aquella siembra... Vengo, sí…, pero ya no en calidad de Instructor, sino de Cegador.
            Antes vine a sembrar…, ahora es tiempo de cosecha.
            ¿Creéis acaso que me olvidé de vosotros…?
            ¿Creéis que olvidé mi promesa…?
            ¿Creéis que puedo acaso olvidar esa siembra por la cual mi vida sacrifiqué en el sepulcro…?
            Amados...
            Yo Soy la Luz del mundo, Soy la Luz de vuestras almas, Soy el Regente de vuestras almas-mónadas; Soy el Señor del Sistema…
            ¿Cómo podría olvidar…?
            Formáis parte de Mí, y Yo estoy en vosotros. El olvido no es posible… ¿Comprendéis…? Somos una UNIDAD. Comunión solar entre el Fuego u sus ‘chispas’, entre el Sol y sus criaturas tan amadas…
            Cualquier ser humano que ame a su perro, jamás puede olvidar sus necesidades… ¿no es así..? Siempre lo tenéis en cuenta, lo observáis cada día, le dais cariño, alimento, siempre cuidáis que su recipiente esté lleno de agua…, no es así…? Lo mismo puede decirse de quien ama a sus plantas y a su jardín… ¿Cómo podría el jardinero descuidar a su jardín…?
            Pues bien, de la misma manera en que vosotros lo hacéis con lo que más queréis y amáis, así, y más…, ‘Nosotros’ amamos a la humanidad.
            ¿Qué padre o madre no daría todo de sí por sus pequeños hijos…?
            Por eso os digo, hijos míos:
            ¡Estoy a la Puerta!, pronto a entrar!
            ¿Hicisteis ‘los deberes’ correctamente?
            ¿Fuisteis atentos con los más pequeños…?
            ¿…O preferisteis entrar por la ancha puerta de los placeres y deseos egoístas, sin más…?
            Entended esto, hijos míos. Al Hablar así Yo no os juzgo; Yo comprendo… Pero si habló así, es para ayudar a mi redil a realizar el tan necesario examen de conciencia que todo mortal ascendente debe realizar.
            Toda alma en proceso de evolución debe replantarse su vida y sus actos una y otra vez a lo largo de la vida… y podéis errar…, sí…, una y otra vez…, muchas veces; no se os pide que seáis perfectos desde el principio, sino que seáis seres capaces de recapacitar,  perdonar y sobrellevar aquello con lo que aún no podéis… Si tenéis buena voluntad, Yo mismo os ayudo con el resto de vuestras cargas… Por que para eso he venido, para eso he “descendido” a la densitud de un cuerpo humano, al cual la historia identifica con el nombre de “Jesús”… Pero mi Ser es Solar, mi Fuente y Morada es el Sol.
            Es por ello que esta cuarta transmisión se alinea con las otras 3 anteriores, por que la fuente y origen de las 4 transmisiones es la misma: EL SOL.
            Yo Soy en ustedes, y ustedes en Mi… No lo olvidéis jamás, amados.

Mi amor no se termina…, sino que se acrecienta cuando veo el florecimiento de las ‘almas-semillas’; y mi amor se acrecienta también en condolencia cuando veo semillas que se pierden…, y que ya no brotarán…

            Así que mi Amor, que es el Amor del Sistema y del Universo, siempre crece, jamás disminuye. Esa es mi clave de progreso, amados, el crecimiento en el Amor…, y así deberá ser para todas las almas…



            Mi Paz está en todas las cosas…

            Mi Luz anima todos los orbes…

            Mi Presencia de Amor siempre os compenetra. Solo el hombre puede cerrar la puerta a mi radiación…; sí…, tal poder ha sido concedido al hombre… Así que solo debéis abrir el corazón; tan solo esa interna actitud hará que “vengamos a él y habitemos en él”, como ya os fue dicho.
            YO SOY EL SOL EN VOSOTROS.
            SOY EL PRINCIPIO Y EL FIN; EL ALFA Y EL OMEGA.
            De Mi venís a la vida, y a Mi llegaréis en conciencia plena de UNIDAD!
PAX CHRISTI !”

                                                                                                                   Agosto de 2013
(Estas palabras ardieron en mi pecho con amor, mientras las escribía…)
 




No hay comentarios.:

Publicar un comentario